19S: CONSTRUIR COMUNIDAD Y RECUPERAR LA IDENTIDAD

El pasado miércoles 12 de septiembre me reuní con Francia Gutiérrez Hermosillo del edificio 1C del Multifamiliar Tlalpan e integrante de Damnificados Unidos de la Ciudad de México (DUCDMX). El sismo del 19 de septiembre de 2017 colapsó su edificio. Ella hoy, sigue en pie.

El acercamiento que tuve con Francia fue desde una intención más personal, más íntima, sin dejar de lado la parte colectiva y organizativa que el movimiento de DUCDMX le ha implicado como mujer. No regresé a documentar sobre el 19S desde el trauma o la revictimización, nuestra conversación partió de que ella enunció un paso positivo dado en su vida después del sismo.  

“A pesar de que se ha compartido mucho del proceso de organización y de que algunos medios tratan de buscar la lágrima en el ojo para decir que ahí está la persona, la prensa amarilla; estos minutos me han servido para ver hacia el interior de mí. Mi identidad se está reconstruyendo y fortaleciendo”, dijo Francia después de preguntarle qué le provocó nuestra conversación sobre la posición y decisiones que decidió tomar ante el 19S.

Nuestra plática fue tejida a partir de las prácticas narrativas, una estrategia que colabora para hacer visibles nuestras resistencias, nuestras luchas, y nuestras formas de responder hacia los contextos de injusticia que nos generan dolor. A través de la palabra nos narramos a nosotras mismas, con nuestra propia voz y bajo nuestros propios términos. Desde esta perspectiva, partimos también de que la identidad es un logro colectivo, es decir, que está conformada por relatos en donde se entretejen los territorios que habitamos, nuestros cuerpos, los cuerpos de las demás, y el tiempo o circunstancias en las que nos encontramos. Por ende, los relatos no son estáticos, nosotras, las personas, no somos siempre las mismas, estas historias y relatos nos envuelven, nos dan identidad y están en constante movimiento. Las historias, que somos nosotras,  se re-escriben conforme a los caminos que hemos tomado.

Así, desde lo personal que es político, me acerqué a escuchar la historia sobre ese paso positivo que dio Francia ante una realidad llena de pérdida y duelo tras el 19S. Francia, está re-escribiendo y resignificando su memoria y experiencia desde el edificio 1C del Multifamiliar Tlalpan. Este documento poético da vida a la intención de conocer su relato.

Para esbozar este documento poético después de conversar con Francia llegué a casa, escuché, transcribí y leí lo que ella dijo. Este documento toma forma solamente a partir de sus palabras, sin interpretaciones o prejuicios de por medio. Con este pequeño homenaje, Francia nos deja testimonio de cómo los relatos influyen en el territorio y el territorio influye en los relatos que nos contamos.

Gracias por la confianza Francia.

Murales en las tapias alrededor del Multifamiliar Tlalpan pintados por vecinas y vecinos de la Unidad.

 

 

Eve Alcalá

Quería ser bruja de niña y sigue practicando. Cree que la historia de las mujeres y otros cuerpos en peligro tiene que ser revisitada y reescrita para vivir un mundo más habitable; adicta a dinamitar la idea del género binario. Es practicante narrativa, artivista, collagera, es muchas y nunca la misma. Viene a mirar el mundo de nuevo, con más preguntas que respuestas; segura de que el camino es tejer en colectivo.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Inglés | Español